Placa de Acero

Roberto S. Recto, oficial ejemplar recién egresado de la academia se une a la fuerza de policía y es asignado con su nuevo compañero, Adrián Vázquez, patrullero corrupto y holgazán que ha cedido su alma a la corrupción por creer que no existe otro camino posible en este sistema. Juntos tendrán que ir aprendiendo uno del otro para lograr tener la fuerza necesaria para triunfar sobre el crimen organizado y así traer justicia y salvación a la Ciudad de México.